Cómo elegir el mejor bolso de mano

No es lo mismo comprar un bolso para ir a trabajar que otro para acudir a una boda o a la playa. Si queremos un bolso que sea práctico y para todos los días nos podemos decantar por uno de tamaño mediano y de cuero marrón, que combina con la mayoría de la ropa y no nos cansamos de llevarlo. De todas formas, aunque la piel suele ser el material preferido, los bolsos fabricados en nylon o lona son más ligeros.

Seleccione el tamaño correcto de la bolsa de mano

Saber el tamaño correcto de un bolso de mano para su tipo de cuerpo debe ser la primera cosa a considerar antes de comprarlo. Esto le ayudará a encontrar el bolso más apropiado que se vea mejor para usted. Sólo tenga en cuenta que no importa el estilo y la elegancia de un bolso de mano que usted lleva, será anticuado si no se pone en marcha con su figura.

La mayoría de los expertos en moda sugieren que si eres bajo y pequeño, es mejor elegir bolsos pequeños para que funcionen bien con tu ropa. Esto se debe a que la selección de bolsos grandes le hará parecer más pequeño. Por otro lado, si usted es alto y delgado, debe evitar estas bolsas pequeñas. Usted puede confiar en utilizar para algunos de tamaño medio, voluminosos y grandes bolsos de mano, ya que estos tamaños serán los mejores para su estatura.

Elegir la forma adecuada de bolso de mano

La elección de la mejor forma de bolso para su figura es otra preferencia antes de comprarla. Siempre tenga en cuenta que llevar un bolso de mano que está en proporción con la forma de su cuerpo es la mejor manera de lucir elegante y a la moda, ya que realmente ayuda a cambiar y mejorar su aspecto general.

El mejor consejo para lograr esto es asegurarse de que su elección de la forma del bolso es el contrario de su tipo de cuerpo. Así que si eres delgado y alto, deberías elegir la bolsa redondeada que mejor se adapte a tu look. Sin embargo, si usted tiene un físico más bajo, la bolsa alta y rectangular es adecuada para que usted se vea elevado.

Elige un color que complemente la mayor parte de tu atuendo

Después de saber ya el tamaño y la forma correcta de un bolso que mejor se adapte a usted, ahora es el momento de elegir por su color preferido. El emparejar el color del bolso con tu ropa y zapatos es una manera ideal de tener un estilo de moda. Trate de comprar un bolso de colores que tiene colores dominantes que combinan con la mayoría de su ropa. Pero para ser más práctico, también puede ir por un bolso de un solo color.

Es más recomendable llevar bolsos de color neutro ya que son la opción más popular. El negro es un color neutro, por lo que nunca se puede equivocar al seleccionarlo, ya que siempre viene en estilo y moda. También puedes armonizarlo con cualquier color de tu ropa. Los colores marrón y blanco también son aconsejables porque también se pueden combinar con la mayoría de la ropa.

Si queremos llevar documentos en el bolso o un portátil o tablet debemos elegir uno que sea profundo y resistente.

Si vamos a utilizarlo para ir a la playa en verano debemos escoger uno de tamaño grande, ligero y con estampados, y si es impermeable mejor porque así podremos poner la toalla dentro cuando esté húmeda.

Por otra parte para asistir a actos como fiestas o bodas debemos escoger un bolso de tamaño pequeño en colores brillantes o en negro. Y ese día sólo meteremos en el bolso lo imprescindible.

Si salimos una noche a cenar y a bailar nada mejor que un bolso bandolera de tamaño pequeño, pero no demasiado. Así lo tendremos siempre con nosotras y no tendremos que preocuparnos.

Consejos para elegir el bolso de mano

En los últimos años hemos visto como los bolsos grandes se han puesto muy de moda, pero no son buenos para la espalda, ya que  pueden perjudicarla si los llenamos demasiado, algo habitual. Además las mujeres bajitas no deberían llevar bolsos demasiado grandes, ya que no les queda bien.

Por otra parte si llevamos un bolso muy pesado lo más adecuado es alternar los dos hombros para que uno no se resienta en exceso. Si sólo lo cargamos en un hombro con el tiempo afectará a la espalda, el cuello y los brazos.

El bolso de mano nunca ha de superar el 8% del peso de una mujer. Si se trata de una mochila con dos asas el peso puede suponer hasta el 15% del peso, nunca más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *